Harold Alexander

Harold Rupert Leofric George Alexander, primer conde Alexander de Túnez, fue un general y político británico, ministro de Defensa y gobernador de Canadá.

Clásico aristócrata inglés, tanto por su comportamiento como por su temperamento, Alexander participó como joven oficial en la Primera Guerra Mundial, demostrando las más altas capacidades militares. Terminó la guerra lleno de experiencia y condecoraciones.


Entre las dos guerras participó en varias batallas contra los enemigos del Imperio Británico, distinguiéndose especialmente en la India, donde aumentó su fama y se ganó el respeto de sus hombres.

Al mando del 1er Cuerpo de Ejército en 1940, dirigió la retirada de Dunkerque, y la leyenda cuenta que fue el último en abandonar la playa francesa, negándose a ponerse a salvo antes de asegurarse de no dejar ningún hombre atrás.

En 1942 fue enviado a Birmania, donde dirigió con éxito la retirada de la capital Rangún y de todo el territorio ante el avance japonés.

Estos dos éxitos defensivos pusieron de manifiesto su capacidad militar y Alexander fue nombrado comandante de las fuerzas británicas en el norte de África.

Su llegada, junto con la de Bernard Montgomery al frente del 8º Ejército, marcó el punto de inflexión del conflicto en el Mediterráneo. Dirigió una exitosa campaña en el norte de África, rechazando a las fuerzas de Rommel y obligando a las tropas del Eje a rendirse en Túnez en mayo de 1943.

En 1944 fue nombrado comandante en jefe de todas las tropas aliadas en el teatro de operaciones del Mediterráneo con el rango de mariscal.

Tras el fin de la Segunda Guerra Mundial fue Gobernador General de Canadá y, posteriormente, Ministro de Defensa, retirándose a la vida privada en 1959.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *