USS Ranger CV-4

En la Marina de los Estados Unidos, el nombre “Ranger” es tan antiguo como la propia Marina. Como buque insignia de John Paul Jones en 1778, la balandra Ranger con las estrellas y las rayas recibió el primer saludo de la nueva nación por parte de una flota extranjera en la bahía de Quiberon, Francia.

A lo largo de la historia de la Marina de los Estados Unidos, varios barcos han llevado su nombre.

El portaaviones Ranger de las décadas de 1930 y 1940 fue especial, ya que fue el primer barco de Estados Unidos destinado a ser un portaaviones desde sus primeras etapas de planificación, en lugar de ser reconvertido en un portaaviones a partir de algún otro uso. El USS Ranger fue el cuarto portaaviones de la Marina de los Estados Unidos.

El Ranger se construyó en Newport News, Virginia, el 26 de septiembre de 1931 y se botó el 25 de febrero de 1933 con la primera dama, la Sra. Lou Hoover, como patrocinadora.

Como esto ocurría durante el periodo de prohibición en Estados Unidos, la Sra. Hoover rompió una botella de zumo de uva espumoso contra el casco del barco. El USS Ranger fue comisionado el 4 de junio de 1934 en Norfolk, Virginia, con el capitán Arthur L. Bristol al mando.

El capitán Bristol se graduó en 1906 en la Academia Naval de los Estados Unidos en Anápolis y era un veterano condecorado de la Primera Guerra Mundial. El Ranger registró su primer aterrizaje de un avión el 21 de junio de 1934, cuando el capitán de corbeta Arthur Davis aterrizó un biplano Vought O3U-2 Corsair en su cubierta de vuelo.

El crucero de prueba del Ranger fue a Sudamérica, donde visitó los puertos de Río de Janeiro (Brasil), Buenos Aires (Argentina) y Montevideo (Uruguay) antes de regresar a Norfolk.

El 28 de marzo de 1935, el Ranger zarpó de Norfolk con destino al Pacífico, pasando por el Canal de Panamá el 7 de abril de 1935. Un mes después de su llegada al Pacífico, el Ranger participó en el Problema de la Flota XVI, que extendió la flota desde Hawai hasta las Aleutianas.

El Ranger permaneció en el Pacífico durante los cuatro años siguientes, incluyendo la participación en el Problema XVII de la Flota en la primavera de 1936 en el Pacífico oriental.

El 10 de junio de 1936, el capitán Patrick Bellinger relevó al capitán Bristol como oficial al mando del Ranger. El capitán Bellinger se había graduado en 1907 en la Academia Naval y era el aviador naval nº 8. En 1943, el vicealmirante Bellinger era Comandante del Aire de la Flota del Atlántico.

En mayo de 1937, el Problema de la Flota XVIII llevó de nuevo al Ranger al Pacífico Norte central. El 3 de junio de 1937, el Ranger tuvo otro cambio de mando cuando el capitán John S. McCain relevó al capitán Bellinger tras un año al mando.

El capitán McCain fue compañero de academia en 1906 de Arthur Bristol, veterano del crucero mundial de la Gran Flota Blanca en 1908-09, y se convirtió en aviador naval a la edad de 52 años, lo que le convirtió en uno de los oficiales de mayor edad en conseguir esa calificación.

Comandar el portaaviones Ranger durante dos años y sumergirse en la doctrina de los portaaviones fue una buena experiencia para McCain, ya que en 1944 se convirtió en el comandante de la taskforce del portaaviones bajo el mando del almirante William Halsey.

El Problema XIX de la Flota, realizado en abril y mayo de 1938, fue especialmente significativo porque simuló un ataque aéreo de la flota a las instalaciones de Hawai y puso a prueba las defensas de la isla.

Al año siguiente, como preparación para el Problema de Flota XX en el Caribe, el Ranger pasó a la Flota del Atlántico en enero de 1939. Mientras operaba desde Norfolk, el capitán Ralph Wood relevó al capitán McCain el 6 de junio de 1940.

El capitán Wood, de hecho, tenía el rango de Comandante y era Capitán de Navío en el momento en que asumió el mando del Ranger, pero su ascenso completo se produjo poco después. Graduado en 1911 en la Academia Naval, también había servido anteriormente en submarinos.

El 1 de septiembre de 1939, las fuerzas alemanas invadieron Polonia y la guerra europea pasó de estar en ebullición a fuego lento. Cuatro días después, Franklin Roosevelt instituyó las Patrullas de Neutralidad de Estados Unidos en el Atlántico, lo que supuso la rápida movilización de todas las fuerzas aéreas y de superficie de la Armada estadounidense en la región.

El 14 de septiembre de 1939, el Ranger se unió a los acorazados USS New York y Texas para convertirse en una fuerza de ataque situada en Hampton Roads, Virginia, preparada para apoyar a los destructores y a los cúteres de la Guardia Costera que escoltaban a los buques mercantes en el mar.

En los quince meses que duraron las Patrullas de Neutralidad, los recorridos del Ranger abarcaron desde Argentia, en Terranova, en el norte, hasta Bermudas y Trinidad, en el sur.

Durante ese periodo, el 6 de junio de 1940, el capitán Alfred Montgomery relevó al capitán Wood como oficial al mando del Ranger. El capitán Montgomery era un graduado de la Academia de 1911 y otro oficial de submarinos.

También sirvió como oficial ejecutivo del Ranger a las órdenes del capitán Bellinger. En diciembre de 1940, el grupo aéreo del Ranger fue uno de los primeros en recibir el caza F4F Wildcat de Grumman. Entonces, el 13 de junio de 1941, el capitán William Harrill, graduado de la Academia, relevó al capitán Montgomery después de un año al mando.

El 7 de diciembre de 1941, el USS Ranger recibió la noticia del ataque a Pearl Harbor en su último día de patrulla de Trinidad a Norfolk. Cuatro días después, Alemania declaró la guerra a Estados Unidos, lo que, entre otras cosas, puso fin oficialmente a las Patrullas de Neutralidad.

El Ranger realizó una patrulla más al Atlántico Sur, esta vez oficialmente de guerra, antes de entrar en el Astillero Naval de Norfolk para una revisión. Cuando salió, el tamaño y la edad del Ranger lo hacían idóneo para funciones secundarias, ya que en ese momento había cuatro portaaviones más nuevos y grandes en la flota estadounidense.

Entre abril y agosto de 1942, el Ranger realizó tres viajes en transbordador a África occidental con cargas de cubierta de aviones de combate del ejército. En medio de esos viajes, el 30 de mayo de 1942, durante una escala en Quonset Point, Rhode Island, el capitán Calvin Durgin relevó al capitán Harrill como oficial al mando del Ranger.

El capitán Dugin era un graduado de la Academia de 1916 y un consumado oficial naval. Tenía un máster en ingeniería aeronáutica por el M.I.T. y se le consideraba un experto en combate aéreo naval.

El Ranger pasó los meses de agosto y septiembre de 1942 capacitando a los pilotos del portaaviones, primero en Quonset Point y luego en la bahía de Chesapeake, antes de comenzar los preparativos para su participación en la invasión del norte de África prevista para noviembre de 1942.

Una vez que la fuerza de invasión se reunió en las Bermudas, el Ranger y la flota zarparon hacia el Norte de África el 25 de octubre de 1942 como parte de la Operación Antorcha. Para el desembarco del 8 de noviembre de 1942, el Ranger proporcionó apoyo aéreo a las playas de invasión en el Marruecos francés.

El 10 de noviembre de 1942, el submarino francés Le Tonnant disparó cuatro torpedos contra el Ranger, pero los cuatro fallaron. Esa misma tarde, los aviones del Ranger atacaron el acorazado francés Jean Bart en el puerto de Casablanca para intentar silenciar sus cañones. El Ranger abandonó África el 13 de noviembre de 1942 y comenzó su viaje de regreso a América.

Después de un dique seco en Norfolk, el Ranger volvió a su función de transporte de aviones con tres travesías más al norte de África. El 2 de marzo de 1943, en el viaje de regreso de su tercera travesía, uno de los aviones de patrulla del Ranger localizó dos botes salvavidas a la deriva.

Uno de los escoltas del Ranger, el destructor USS Hobson, recogió a 46 supervivientes del mercante británico St. Margaret, torpedeado por el U-66 tres días antes. Dos semanas después, en Quonset Point, el capitán Durgin fue relevado como oficial al mando del Ranger por el capitán Gordon Rowe, graduado en 1913 en la Academia Naval y antiguo aviador del USS Langley.

El Ranger pasó los siguientes cinco meses recorriendo desde Boston hasta Argentia calificando a los pilotos para los aterrizajes en portaaviones y escoltando convoyes. Luego zarpó hacia Gran Bretaña y se unió a la Flota Nacional Británica en Scapa Flow, Escocia, el 19 de agosto de 1943.

El 31 de agosto de 1943, el Almirante de la Flota de la Marina Real, Sir Bruce Fraser, subió a bordo del USS Ranger y permaneció a bordo para los ejercicios del día. El Ranger y sus escoltas estadounidenses navegaron con la Flota Nacional en salidas de patrulla en el Mar de Noruega, incluyendo la Operación Leader, en la que los aviones del Ranger bombardearon barcos alemanes en Bodø, Noruega, el 4 de octubre de 1943.

El USS Ranger entró brevemente en dique seco en el Astillero Naval de Rosyth, Escocia, antes de regresar a Boston, Estados Unidos, pasando por Hvalfjörður, Islandia.

El Ranger terminó el año 1943 en el Astillero Naval de Boston y comenzó el año 1944 en tareas de calificación de portaaviones en Quonset Point. Volvió a Boston brevemente en febrero de 1944 para sustituir una hélice doblada. El 20 de abril de 1944 el Ranger llegó a Staten Island, Nueva York, y comenzó a cargar aviones de combate del ejército para su transporte a Casablanca.

Mientras cargaba, el capitán Arthur Gavin relevó al capitán Rowe como oficial al mando el 22 de abril de 1944. El capitán Gavin no asistió a la Academia Naval, pero fue uno de los primeros aviadores navales y fue pionero en varias innovaciones en los vuelos navales de resistencia.

El 11 de junio de 1944, el Ranger completó una revisión de tres semanas en el Astillero Naval de Norfolk para instalar su primera catapulta de aviones y también recibió un nuevo esquema de pintura “Dazzle”.

Ese mismo día, zarpó hacia el Canal de Panamá y el Pacífico. En el Pacífico, el Ranger continuó con sus funciones de transporte, partiendo de San Diego, California, el 28 de julio de 1944 en su primer viaje a Pearl Harbor, Hawai, desde 1935.

Una vez en Hawai, el Ranger asumió sus funciones como portaaviones de entrenamiento, predominantemente de entrenamiento de cazas nocturnos. El Ranger continuó con esta tarea en aguas hawaianas y a lo largo de la costa de California durante el resto de la guerra.

Durante este periodo, el 15 de enero de 1945 el capitán Douglass Johnson relevó al capitán Gavin como oficial al mando en San Diego. El capitán Johnson se había graduado en 1920 en la Academia Naval y había sido oficial al mando del portaaviones de escolta USS Fanshaw Bay cuando ese barco fue el buque insignia de “Taffy 3” durante la batalla frente a Samar tres meses antes.

Cuando la Segunda Guerra Mundial terminó el 15 de septiembre de 1945, Ranger estaba en San Diego, California. A finales de ese mes, el Ranger partió de nuevo hacia el Atlántico y llegó a Nueva Orleans, Luisiana, el 16 de octubre de 1945, a tiempo para la gran celebración de la victoria del Día de la Marina, once días después.

Tras hacer escala en Pensacola, Norfolk y Filadelfia, el USS Ranger regresó a Pensacola, Florida, el 22 de enero de 1946 para asumir el servicio de calificación de portaaviones, relevando al USS Guadalcanal. Con un promedio de 200 aterrizajes semanales, el Ranger superó poco después el hito de 82.000 “trampas” en su carrera.

El 1 de mayo de 1946, el capitán George Dussault relevó al capitán Johnson como oficial al mando del Ranger. El capitán Dussault se había graduado en 1923 en la Academia Naval y había comandado anteriormente el portaaviones de escolta USS Barnes.

El USS Ranger llegó a Norfolk para su revisión de desactivación y el 1 de octubre de 1946 experimentó su último cambio de mando cuando el comandante Ray Davis relevó al capitán Dussault. El mando del Comandante Davis sólo duró 17 días sin hacerse a la mar, ya que el USS Ranger fue dado de baja en Norfolk el 18 de octubre de 1946. Se iniciaron los preparativos para la demolición del Ranger y el 28 de enero de 1947, el barco fue vendido para su desguace.

Como cuarto portaaviones de Estados Unidos, el Ranger fue un barco importante en el desarrollo de los portaaviones estadounidenses, aunque su historial bélico no fuera tan célebre como el de otros. El Ranger obtuvo dos estrellas de combate durante la Segunda Guerra Mundial (Operación Torch y el asalto a Noruega), así como el broche “Atlántico” en su Cinta de Defensa Americana.

El broche del Atlántico fue un logro importante, ya que se limitó a los buques, escuadrones y hombres que participaron en las Patrullas de Neutralidad del Atlántico antes de la declaración formal de guerra, por lo que el broche equivalía esencialmente a otra estrella de combate.

Publicado en Armas