Panzer VI Tiger I

El Panzer VI Tiger I fue diseñado siguiendo las especificaciones emitidas al mismo tiempo que las del Panther, es decir, cuando las fuerzas armadas alemanas, tras la Operación Barbarroja, tuvieron que reconocer la inferioridad técnica de sus vehículos blindados en comparación con los tanques soviéticos y, en particular, con el T34.

La propuesta de Heschel fue la ganadora del concurso y se basaba en una fórmula completamente convencional: una excavación y superestructura de chapa plana soldada, un compartimento trasero para el motor y una cámara de combate central presidida por una gran torre, una tripulación de cinco hombres y un potente motor Maybach con tracción delantera.

Las características excepcionales del Tiger residían sobre todo en su blindaje y su armamento ofensivo: como arma principal, en efecto, empleaba un potente cañón de 88 mm y su blindaje máximo era de 100 mm, esencialmente impenetrable para cualquier adversario a distancias superiores a los mil metros.

Sobre el papel, el Tiger debía ser invencible, pero en la realidad no fue así, algunas de sus características tenían tales defectos que el tanque nunca fue especialmente querido por las tripulaciones, que preferían el Panther.


Con un peso de 57 toneladas, hacía imposible cruzar casi cualquier puente de la época. Durante la fase de diseño, se planeó resolver el problema con un aparato de inmersión, pero pronto se abandonó por no ser fiable.


El transporte por ferrocarril, de nuevo debido al peso y al tamaño del vehículo, también era especialmente problemático, ya que se perdía demasiado tiempo desmontando y volviendo a montar las orugas y las ruedas antes de poder cargarlo en los convoyes ferroviarios.

Donde mejor funcionaba el carro era en las batallas con amplios espacios abiertos, donde podía aprovechar la potencia de los cañones y la fuerza del blindaje, que lo hacían invencible salvo a muy corta distancia, especialmente en campos sin obstáculos naturales o artificiales, en el norte de África y en el frente oriental.

Publicado en Armas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *